Cuando diseñamos tribunas para instalaciones deportivas debemos tener en cuenta los componentes que la conforman, así como los aspectos normativos que regulan a cada uno de ellos, de esta forma conseguiremos una solución óptima dentro de las restricciones de nuestro proyecto.

Las tribunas básicamente están compuestas por los espacios para espectadores, atravesados por los elementos de acceso y circulación que permiten la llegada y salida de cada uno de estos espacios, así como su evacuación en caso de emergencias. Estos espacios para espectadores usualmente se encuentra sectorizados y tienen ubicaciones reservadas tanto para personas con discapacidad, ubicaciones preferentes (para oficiales de los eventos y otros), así como espacios para prensa y medios.

Bocatomas

Los elementos de acceso a las tribunas son denominados bocatomas (en nuestro reglamento), siendo también conocidos como vomitorios, su ubicación y dimensiones responden a criterios de evacuación y sectorización, usualmente llegan a niveles intermedios que requieren el uso de escaleras y/o rampas. Existen situaciones de aforo y/o emplazamiento en los que los vomitorios se hacen prescindibles.

Pasajes longitudinales

Son los elementos de circulación longitudinales a través de las tribunas y según nuestra normativa deben ubicarse cada 20 filas de asientos, debiendo tener una dimensión mínima de 1.20 m, pudiendo ser mayor dependiendo de los cálculos de evacuación. En tribunas que no superan las 20 filas son prescindibles, así mismo, se debe tener en cuenta que la primera fila superior y contigua a dichos pasajes debe estar elevada para que la visual del campo no sea afectada por la circulación de las personas.

Pasajes transversales

También son conocidos como pasillos escalonados o gangways. La normativa exige ubicarlos cada determinado número de butacas, dependiendo del tipo empleado. Es importante no confundir estos elementos con escaleras, ya que las exigencias normativas que se dan para estas últimas son inaplicables en el caso de los pasajes transversales.

Barandas

Si bien no se cuenta con regulaciones específicas para la ubicación y dimensionamiento de barandas en tribunas, debemos tener en cuenta ciertos criterios de seguridad, como el calculo de la resistencia de la misma que debe estar por encima de los 100 kg/m, esto definirá las características del anclaje, así como el espaciamiento y dimensionamiento de los elementos de sujeción, el calculo puede y debe ser efectuado por el especialista estructural a cargo del proyecto.

Respecto a su ubicación, las barandas deben considerarse en todo riesgo de caída superior a un metro y en zonas donde el flujo de circulación pueda generar riesgo, tales como, el final inferior de los pasajes transversales. También debe tenerse presente que la normativa de accesibilidad requiere la colocación de barandas para diferencias de nivel superiores a 30 cm, no obstante, estas barandas no requieren de elementos de protección intermedia, salvo un elemento de protección horizontal y corrido a 15 cm del nivel de piso.

Por otro lado, para la conformación de las barandas tenemos diversas alternativas, pudiendo optar por elementos transparentes y autoportantes como el cristal, que si bien es una solución que desaparece cualquier inconveniente respecto a la visual del campo, es una de las alternativas más caras y expuestas a situaciones de vandalismo. En ese sentido, lo más habitual en nuestro medio es considerar barandas metálicas, debiéndose tener presente que los elementos de protección intermedios deben estar a 13 cm entre sí y que los mismos deben ser lo más esbeltos que sea posible pudiendo optar por varillas, cables tensados o mallas.

Finalmente, si bien las barandas en los pasajes transversales no se encuentran reguladas de manera específica en nuestro reglamento, es recomendable su utilización a fin de facilitar su uso y controlar el flujo de circulación ante situaciones de emergencia.

Otros aspectos relevantes

En algunos estadios, sobre todo de fútbol, existen cercos metálicos que limitan el acceso de la tribuna al campo, no obstante este tipo de soluciones han generado incidentes de aplastamiento de personas en el pasado, es por ello no es recomendable el empleo de este tipo de soluciones. Por otro lado la FIFA, ante estas situaciones requiere que existan salidas al campo en todos los sectores de tribunas para el desarrollo de eventos oficiales.

Otro tema importante es la necesidad de separación de los distintos sectores de las tribunas, a fin de evitar el enfrentamiento de espectadores de diversas “hinchadas”, muchas veces, este requisito no es contemplado desde la concepción inicial de los proyectos, planteando soluciones posteriores que no suelen ser muy efectivas o que de alguna forma afectan la eficiencia del planteamiento de circulación o evacuación de la instalación deportiva.

Este y otros aspectos se abordan a mayor detalle en el Curso Planificación y Diseño de Infraestructura Deportiva.